Garantias

El contrato de inversión en Crowmie y las garantías para el inversor.

En Crowmie firmamos tres tipos de contrato para garantizar que todo sale como está previsto y que tu inversión genere los retornos esperados.

PPA

Un contrato PPA (siglas en inglés de Power Purchase Agreement) o contrato de compraventa de energía, es un acuerdo a largo plazo entre el generador de energía y el consumidor.

En el contrato PPA se establecen los términos y condiciones de la compraventa de energía, incluyendo: precio de la energía, volumen de energía, duración del contrato y forma de entrega.

Beneficios de los contratos PPA:

Para el vendedor:

Aseguran la venta de la energía a largo plazo, lo que permite obtener financiación para los proyectos de energía renovable.

Reducen el riesgo de mercado al fijar un precio estable para la energía.

Para el comprador:

Permiten obtener energía a un precio predecible y estable a largo plazo.

Contribuyen a la sostenibilidad y la lucha contra el cambio climático al fomentar la inversión en energía renovable.

EPC

Un contrato EPC (siglas en inglés de Engineering, Procurement and Construction) o contrato de ingeniería, compras y construcción es un acuerdo entre dos partes.

En el contrato EPC se establecen los términos y condiciones del proyecto, incluyendo:: alcance del proyecto, precio del proyecto, plazo de ejecución y garantías.

Ventajas de los contratos EPC:

Para el cliente:

Simplifican la gestión del proyecto al tener un único interlocutor para la ingeniería, la compra de materiales y la construcción.

Reducen el riesgo de sobrecostes al tener un precio fijo para el proyecto.

Aseguran la calidad de la construcción al contar con un contratista especializado.

Para el contratista:

Permiten obtener un contrato a largo plazo con un cliente solvente.

Aseguran la rentabilidad del proyecto al tener un precio fijo.

Permiten optimizar la gestión del proyecto al tener control sobre la ingeniería, la compra de materiales y la construcción.

O&M

Un contrato de O&M (siglas en inglés de Operation and Maintenance) o contrato de operación y mantenimiento es un acuerdo entre dos partes:

En el contrato O&M se establecen los términos y condiciones de la operación y el mantenimiento del activo, incluyendo: alcance del contrato, precio del contrato, duración del contrato, y niveles de servicio.

Ventajas de los contratos O&M:

Para el cliente:

Permiten asegurar el correcto funcionamiento del activo durante su vida útil.

Reducen el riesgo de averías y paradas no planificadas.

Optimizan los costes de operación y mantenimiento.

Permiten al cliente centrarse en su negocio principal.

Para el contratista O&M:

Permiten obtener un contrato a largo plazo con un cliente solvente.

Aseguran la rentabilidad del negocio al tener un precio fijo.

Permiten generar ingresos recurrentes.

Crowmie ofrece una serie de garantías para proteger la inversión de los inversores, incluyendo la construcción y puesta en marcha de la instalación, la obtención de permisos y autorizaciones, la existencia de un seguro, un derecho de superficie, un aval bancario, la posibilidad de explotar la instalación en caso de incumplimiento del consumidor y la contratación de un equipo de O&M con SLA mínimos.

Esta estructura hace que los proyectos sean completamente autónomos y autosuficientes y hace que no exista riesgo de empresa.

1. Construcción y puesta en marcha

Crowmie se encarga de la construcción y puesta en marcha de la instalación en los términos y condiciones previstos.

Cuenta con un acuerdo EPC (Engineering, Procurement and Construction) para asegurar la ejecución del proyecto.

2. Permisos y autorizaciones

Crowmie se compromete a obtener los permisos, licencias y autorizaciones necesarias para la construcción, operación y venta de la energía.

3. Seguros

Crowmie tiene una póliza de seguro de daños y de responsabilidad civil vigente desde el inicio de la construcción hasta la finalización del plazo del PPA.

4. Derecho de superficie

Crowmie ostenta un derecho de superficie sobre el terreno donde se ubica la instalación durante 25 años desde el inicio del PPA para devolver la rentabilidad y el principal del préstamo.

5. Aval Bancario

Crowmie dispone de un Aval Bancario de 6 meses de la facturación prevista por el proyecto para cubrir posibles impagos o incumplimientos por parte del consumidor.

6. Explotación de la instalación

En caso de incumplimiento por parte del consumidor, Crowmie puede explotar la instalación para la venta de energía a la red, maximizando la rentabilidad para el inversor.

7. Garantía de las reparaciones

Todos los costes asociados a la reparación o reposición durante el periodo de garantía corren a cargo del proveedor de O&M.

8. Información adicional

Crowmie ofrece un ecosistema financiero para formar al inversor y acompañarlo en el proceso.

La plataforma se proporciona "tal cual", sin garantía expresa o implícita, de ningún tipo.

Crowmie no se responsabiliza del uso y la gestión que los proveedores hagan de la información del inversor.

9. Recomendación

Se recomienda leer detenidamente los términos y condiciones del contrato antes de invertir en un proyecto de Crowmie.